Mi Historia… Y Algunas Pautas Para Este Blog

¡Hola! Mi nombre es Kari, soy chilena/canadiense/estadounidense (una mezcolanza medio confusa, lo sé) y vivo, por ahora, en Santiago de Chile. A continuación les dejaré una reseña de mi… travesía.

IMG_0708

Desde fines del 2014, 12 meses después de que aprendí que podría detener el avance e incluso retroceder mis condiciones médicas con la alimentación, he querido poder compartir cómo es que encontré mucho mejor salud y mayor vitalidad por medio de un estilo de vida Paleo. Se me ocurrió que lo más práctico y lógico sería hacerlo a través de un blog, así que, aquí estamos.

Pero voy a retroceder un poco.

Debido a cambios de vida importantes a los 16 años (el haber abandonado el Norte Chico de Chile para irme con mi familia a vivir a un pueblo rural en Alberta, Canadá), el stress que tamaño cambio de vida implica, y el no haber sabido manejar ese stress, con el paso de los años comencé a desarrollar varias condiciones médicas. Los doctores que consulté no me dieron soluciones, por lo que mi salud continuó deteriorándose.

Primera en hacerse parte de mi vida cotidiana fue una depresión leve pero crónica, la que me acompañó durante 13 años. Luego, a la depresión se unió la fatiga. Recuerdo que a los 17 años, si me preguntabas cómo estaba, mi respuesta garantizada era: Cansada. La fatiga fue mi estado casi permanente durante 12 años, y sigue siéndolo si no manejo sabiamente mis niveles de stress y mis horas y calidad de sueño.

A los 18 años comenzaron a aparecer los síntomas del colon irritable, lo cual no fue diagnosticado hasta 10 años más tarde. Además, he sido una persona ansiosa desde la niñez, lo que afecta en gran manera cada aspecto de la vida.

En mis primeros años de universidad, se me diagnosticó una condición muy común de la piel llamada dermatitis atópica, y el médico me recetó glicerina vegetal como tratamiento tópico, pero no me dijo que esta condición se podía manejar con la alimentación.

Todas mis experiencias médicas tuvieron un punto en común (menos la del colon irritable) : en ningún momento se me dijo que mis síntomas se podrían manejar a través de la dieta.

En mi último año de la universidad, decidí ser vegetariana por motivos de responsabilidad ecológica. En esa etapa de mi vida, descubrí que era sensible a la lactosa y a las papas, por lo que las dejé de consumir, pero seguía consumiendo cantidades importantes de alimentos a los que yo era sensible (sin saber que no los toleraba, claro). Mi salud continuó deteriorándose a tal punto que a mediados del 2010 tuve que dejar de trabajar por un mes, y al regresar a mi empleo, sólo pude trabajar 20 horas semanales para evitar volver a caer en cama con la misma fatiga debilitadora de antes. (En ese momento seguía viviendo en un pequeño pueblo en las praderas de Alberta, Canadá.)

Luego de un mes trabajando a medio tiempo, decidí regresar a mi ciudad natal de Temuco, Chile donde dos colegas estadounidenses me presentaron el concepto Paleocomer alimentos enteros, en un estado lo más cercano posible a su estado natural y original, enfocándose en proteína animal, verduras, frutas, grasas saludables, frutos secos y semillas, todos cultivados o criados de manera sana y sustentable. ¿Cuál es el objetivo o propósito del Paleo? Pues, cambia dependiendo de las necesidades de cada individuo. Ayuda a bajar de peso o subir, a reducir la inflamación, mejorar el rendimiento deportivo, controlar el azúcar en sangre, resolver la resistencia a la insulina, y poner enfermedades crónicas en remisión. Ha sido un proceso de experimentación, de leer mucho y escuchar innumerables podcasts mientras lavo la losa. Por primera vez desde mi adolescencia, tengo buena salud (relativamente hablando –  es un proceso). Puedo comer sin miedo a “cómo me va a caer” tal o cual cosa; soy libre de la depresión y he vuelto a amar el estar viva.

Y ahora me he vuelto toda una evangelista de una alimentación enfocada en consumir comidas que son nutritivamente densas (WordPress me dice que nutritivamente no es una palabra, pero… digamos que sí la es). A través de este blog, quiero ayudarte a entender la ciencia y la filosofía detrás del estilo de vida Paleo, ofrecerte orientación para hacer una transición exitosa a una dieta estilo Paleo, compartir recetas deliciosas – tanto básicas como exóticas – , y divulgarte los secretos de dónde comprar (en Temuco y Santiago de Chile) los ingredientes que no solemos usar en la dieta chilena u occidental actual. También quiero entregarte algunos tips para vivir una vida más sencilla y plena, cuidadosa de nuestro planeta y sus recursos finitos. (Por eso lo “sencillo” en Sencillamente Paleo.)

Por ahora, como recién estoy empezando y soy una bebita en la blogósfera, voy a mantener cerrada la opción de comentarios porque, les seré honesta… soy súper sensible. Sé que en este mundo de los blogs una tiene que desarrollar un cuero bien grueso para poder soportar las cosas que las personas dicen, pero voy a empezar de a poquito. Por aquí y por allá tendré algunas entradas donde se podrá comentar, pero no en todas ellas. ¡Todas las entradas tienen los comentarios abiertos! Así que ¡comenten no más! Mejor desarrollar un cuero grueso ahora en vez de más adelante, ¿no les parece?

Para mantener el ethos de este lugar intacto, aquí les dejo las “reglas de la casa”.

Quiero que este sea un lugar seguro, donde los nuevitos en el estilo de vida Paleo y los más experimentados, los tradicionales y los alternativos, los curiosos y los desencantados puedan expresarse sin temor a ser atacados o condenados o criticados pesadamente. Y ese derecho a la libre expresión debe ser usado con respeto y amor, tanto hacia el lector como hacia uno mismo.

Para que eso se haga una realidad, les pediré que tengamos todos una mente y un corazón abierto, que seamos llenos de gracia, que no juzguemos al otro por no saber lo que yo creo que debería saber o por no “seguir las reglas del juego” como yo creo que debería seguirlas. Cada uno de nosotros está en su propio proceso. Cada uno de nosotros tiene un estilo de vida diferente, tenemos condiciones médicas y necesidades y cuerpos y sensibilidades, intolerancias o alergias distintas.

Algunos de nosotros queremos mojarnos los pies no más y eso está bien. No hay nada de malo con eso. Bienvenidos los que quieren mojarse los pies y no necesariamente tirarse a la piscina. Algunos de nosotros somos más extremos y vamos a cambiar toda nuestra alimentación y hábitos de dormir y manejo del stress de un día para otro, y eso también está bien. Algunos de nosotros iremos de a poquito, tomando pasos pequeños pero constantes. ¿Y sabes? Todo eso está bien. Cada persona está en su derecho de elegir a qué velocidad avanzar. O si quiere retroceder, también está bien. En fin, lo que quiero decir es… Son todos bienvenidos aquí en Sencillamente Paleo.

Te pediré que seas amable y que tu enfoque sea en brindarle ayuda al que tiene dudas y quiere aprender, y no derribarlo. Paz, amor, compasión, paciencia y aprendizaje. Ese es mi anhelo para el ambiente de este blogcito.

¡Bienvenida/o a Sencillamente Paleo! Estás en tu casa. Mi plan es subir algo todas las semanas, y algunas veces subiré más que una entrada en la semana. Te invito a que me hagas todas las preguntas que quieras. Aunque seré la primera en decirte que no tengo todas las respuestas, haré lo posible por investigar y encontrar la información que quieres. Y si tienes una sugerencia para un tema, bienvenida sea.

Juntos en la búsqueda de la salud holística,

Kari

14 thoughts on “Mi Historia… Y Algunas Pautas Para Este Blog

  1. Hola Kari! Me llamo Paloma, tengo 24 años y vivo en Madrid, ha sido genial encontrarte, llevo toda mi vida viviendo aquí en España, pero soy chilena de nacimiento y toda mi familia vive allí. Tengo dermatitis atópica desde los 4 años, y aunque he aprendido mucho a todos los niveles, autocrontol, eliminación de pensamientos, visualización… Se que aun me falta fuerza de voluntad para el tema de la alimentacion, no bebo leche de vaca, y no como aquello que noto que me irrita, pero el trigo como una adicta, caigo de cuando en cuando y tiro a la basura todo lo que había conseguido… Quería preguntarte, con que puedo sustituir el trigo?? Aquí los productos sin gluten son carisimos, casi prohibitivos… Un abrazo gigante y gracias por este. Maravilloso blog!!

    Like

    1. Hola Paloma! Gracias por tu comentario y tu pregunta! Disculpa la demora en responderte – ya sabes cómo se pone de ajetreada la vida 🙂
      Te felicito por todo el trabajo que ya has hecho para poder sanar la dermatitis atópica. Eso requiere mucha dedicación – muy bien hecho.
      Te entiendo. Los productos sin gluten son súper caros acá en Chile también. Por eso no los compro 🙂 Si te gusta hornear (hacer galletas o queques y cosas así), una buena opción es usar harinas alternativas, como la harina de mandioca (que tienes que usar en conjunto con otras harinas, porque como es un almidón, tiene una textura muy chiclosa si la usas sola), harina de coco (es mejor si es ultrafina y blanqueada, pero claro, también te sale bastante cara). Mi harina favorita de momento es la harina de yuca, que en Santiago la puedes encontrar bien barata. La uso en conjunto con harina de mandioca para hacer crepes 100% paleo y 100% deliciosos. Subiré la receta uno de estos días. No sé si la harina de yuca sería una opción para ti en España. Pero cuando usas harinas alternativas para hornear, tienes que seguir recetas escritas para ese ingrediente en particular, porque los tubérculos y frutos de los que provienen “se comportan” de manera muy diferente a la harina de trigo. Métete en Pinterest y encontrarás hartas recetas.
      Sé que al comienzo, cuando estás recién empezando a cambiar tu alimentación, se hecha mucho de menos el pan y las pastas y galletas y demases, entonces se necesita una alternativa que sea aunque sea un poco menos dañino para el cuerpo. Pero ya con el tiempo, al fijarte en los cambios positivos que estás experimentando por haber sacado el gluten de tu dieta, comenzarás a considerar la posibilidad de ya dejar las masas por completo, incluso las “sanas”. Si eso suena absolutamente imposible, recuerda el autocontrol que ya has desarrollado – podrás tenerlo en esta área de tu vida también. Para mi igual fue difícil al comienzo, pero cuando vi cómo mis síntomas iban desapareciendo – mi piel iba sanando, mi depresión iba desapareciendo, mi colon no protestaba con cada alimento que le daba – iba motivándome cada vez más a seguir con este nuevo estilo de vida que había encontrado.
      ¡Ánimo, Paloma! ¡Tú puedes!
      Un abrazo grande

      Like

  2. Hola Kari, es un placer leer tus palabras. No puedo creerlo, pero yo sufri (sufro algunos) exactamente los mismos sintomas que tu. Sumado a constantes alergias desde chicos. Estoy comenzando con el protocolo autoinmune hoy. Buscando info de todos lados (no hay tanta en español) asi que voy a estar atento a tu blog. Desde ya te agradezco. Te sumo una consulta, en cuanto a la suplementación, que recomendas?

    Saludos desde Argentina!

    Like

    1. Hola Juan!
      Uy, si, estas condiciones muchas veces existen juntas, porque entre ellas se provocan o exacerban. El círculo vicioso de la intolerancia al gluten, la falta de manejo del stress y desequilibrio de la flora intestinal provocan un sinfín de enfermedades y síndromes. Diversión total.
      Si, es súper triste que haya tan poca información en español. He estado pensando en estos días que debo escribir más sobre la autoinmunidad, el protocolo autoinmune y recetas compatibles. Gracias por el recordatorio 🙂
      Seguramente ya has visto estas páginas, pero ¿has mirado la de Mikaela, La Chica Paleo? http://www.lachicapaleo.com También está Dieta Paleo que tiene algunas entradas sobre el protocolo autoinmune. http://www.dietapaleo.org/protocolo-autoinmune-paleo/
      http://www.dietapaleo.org/lista-de-comidas-del-protocolo-autoinmune-paleo/
      http://www.dietapaleo.org/fase-de-reintroduccion-y-suplementos-del-protocolo-autoinmune-paleo/
      Espero esos link te sirvan de ayuda.
      En cuanto a la suplementación… no soy médico, entonces solo te puedo decir lo que a mí me ha servido y también lo que recomiendan algunos de los líderes en el mundo Paleo.
      Algo que a mi me ha ayudado bastante, tanto para mi nivel energético, mi sistema inmune, mi sueño y mi digestión, es el citrato de magnesio (magnesium citrate). Creo que hay 9 tipos de magnesio, y el citrato de magnesio es el que es más biodisponible para el cuerpo (o sea, el que el cuerpo puede absorberlo de manera más eficiente y efectiva). Ayuda a relajar los músculos y también a ser más regular en la eliminación. Para los que tenemos colon irritable con tendencia a la constipación, el citrato de magnesio es ideal. Chris Kresser recomienda tomar entre 400mg y 800mg diarios con la cena.
      Otro suplemento que ayuda con la fatiga suprarenal, que fortalece el sistema inmune y ayuda con la eliminación es la vitamina C. Yo tomo 1500mg todos los días (con el magnesio, a la hora de la cena), pero hay que ver lo que es mejor para ti. Tal vez podrías empezar con 1000mg diarios.
      En su libro Practical Paleo, Diane Sanfilippo recomienda un montón de cosas para personas con condiciones autoinmunes. Algunas de ellas son Vitamina A (equilibrada con Vitamina D – o sea, sol y pescados de agua fría), coenzima CoQ10, enzimas digestivas, L-glutamina (ayuda a sanar el intestino delgado), infusiones de hierbas como menta, jengibre, kudzu, raíz de regaliz, jugo de aloe vera, fosfatidilcolina, suplmentos probióticos, quercitina, selenium y cinc, cinc carnocina…
      Pero POR FAVOR, antes de comenzar con cualquier suplemento, habla con tu médico. Ella o él te podrá decir cuáles te servirían más para tu caso en particular y qué cantidades tomar y si hay alguna contraindicación.
      ¡Ánimo! La sanidad se puede encontrar. Trataré de escribir más sobre el protocolo autoinmune y más recetas compatibles con él.
      Un abrazo

      Like

  3. Hola Kari, te leo y me siento tan identificada, colon irritable también diagnosticado a los 28 años, depresión leve con periodos fuertes desde mi adolescencia, alergias a la piel (dermatitis seborreica), fatiga y otros síntomas más. En mi casi empecé paleo hace casi 1 año, pero debo admitir que he sido una paleo inconstante, con periodos largos muy bien llevados (3 a 4 meses) y luego otros tantos de desbande terrible (lo asoció a temas emocionales y una mala relación con la comida), pero este año he decidido que vuelvo a foja cero y ya llevo casi dos semanas paleo más o menos llevados, pero he vuelto para quedarme :). Quería saber que estrategias has seguido para mejorar tus síntomas a parte de la alimentación paleo, la suplementación y el descanso. Mil gracias por tu blog 🙂

    Like

    1. Hola Melisa,
      Wow, realmente tenemos condiciones muy similares! Me alegro que hayas decidido meterte de lleno al estilo de vida Paleo – muy buena resolución de Año Nuevo 🙂
      Algunas otras estrategias que he seguido son:
      Seguir el Protocolo Autoinmune por segmentos de varios meses cada año
      Tratarme con médico homeópata y bioregulador (ortomolecular) Paleo acá en Santiago
      Tratarme con acupuntura china
      Comenzar a cambiar mi forma de ver la vida a través de escribir diariamente en un diario de gratitud (tengo un artículo al respecto en el blog https://sencillamentepaleo.com/2015/02/10/una-actitud-de-gratitud/)
      hacerme reiki antes de irme a dormir (aunque no he sido muy constante en eso)

      Espero eso te ayude para saber cómo más poder tratar tus síntomas y ojalá llegar a que tus condiciones entren en remisión.
      un abrazo

      Like

  4. Gracias Kari por tu respuesta¡¡¡ lo del protocolo autoinmune lo puedo intentar, buscaré algún profesional médico ortomolecular (vivo en Lima-Perú, somos vecinas 🙂 ), lo de lo acupuntura china me lo apunto definitivamente y estoy trabajando en ver la vida de diferente forma :), un beso y poco a poco lograremos salud y bienestar¡¡¡

    Like

    1. Hola Melisa!
      Te deseo el mejor de las suertes en tu búsqueda por la salud.
      Acabo de publicar un artículo sobre el protocolo autoinmune. Ojalá te sirva.
      Que tengas un excelente día, vecina 🙂

      Like

  5. Hola Kari,

    Mi nombre es Vania, soy búlgara y vivo en Santiago. Llegue a tu blog por un articulo sobre la kombucha. Me gusta mucho el material que publicas. Mi estilo de alimentación es bastante parecido al paleo, tengo que eliminar un par de cosas. Por ahora tengo 2 preguntas.
    En algunas publicaciones en la web se dice que se deben consumir nueces, almendras, caju etc, pero en otras las restringen. Porque es eso?
    Y mi segunda pregunta, que ya la postee en el articulo es sobre las botellas para almacenar la kombucha y aparecen en la foto. No logro encontrarlas.
    Muchas gracias por tener este blog, ya soy tu seguidora!
    Saludos!

    Like

    1. Hola Vania!

      Bienvenida a Sencillamente Paleo! Espero los artículos y las recetas te sean útiles.

      Creo que la diferencia de información disponible sobre los frutos secos posiblemente se debe a una falta de conocimiento/estudio por parte del escritor y también a cuánto le pueden gustar los frutos secos al escritor 🙂

      Me explico.

      Es verdad que los frutos secos son una buena fuente de grasas y que son un buen snack (consumidos en cantidades moderadas y no a diario). Muchas personas alaban a los frutos secos por su alto contenido de omega 3. Pero, los frutos secos generalmente también contienen altas cantidades de omega 6 (que es proinflamatorio) y uno de los objetivos principales de comer al estilo Paleo es reducir nuestro consumo de omega 6 mediante la eliminación de granos y aceites industriales a base de semillas. Al comer muchos frutos secos y de manera frecuente no nos va a ayudar en nuestra misión de equilibrar la proporción omega3-omega6 en nuestro cuerpo.

      También, los frutos secos son un alérgeno potente (las almendras contienen la mayor concentración del agente alérgeno), por lo que no es buena idea consumirlos en altas cantidades (más que un puñado pequeño en un día es demasiado) ni todos los días. Y si tienes alguna enfermedad autoinmune, es esencial que se eliminen todos los frutos secos durante los primeros 30 días (por lo menos) de la dieta de sanidad.

      Espero eso te ayude.

      ¡Ah! Ya te respondí sobre las botellas en la receta para la kombucha

      Saludos

      Like

  6. Hola Kari, acabo de publicar mi blog sobre salud y nutrición, http://www.episalud.com. Quería preguntarte si puedo mencionar tu blog en mi próxima entrada sobre AIP y estilo de vida? Muchísimas gracias! Un cordial saludo. Perdona por escribirte desde los comentarios pero no he encontrado una dirección de correo electrónico para ponerme en contacto contigo. Alice.

    Like

    1. Hola Alice,
      Por favor menciona mi blog! Toda promoción de sencillamentepaleo.com es bienvenida 🙂
      Ay si, este blog tiene más de dos años y aún no me he tomado el tiempo de agregarle un botón de contacto. Qué atroz. Pero ahora que me lo recuerdas, no pondré más excusas – lo haré esta semana.
      Un abrazo y muuuuucho ánimo en tu blog!

      Like

  7. Buenas tardes Kari, aunque no soy nueva en ésto de la vida paleo, si es cierto que desde hace unos meses mi esposo y yo hemos decidido adoptarlo. Igual que tu vivimos en Santiago y justo buscando en internet me encontré con tu blog, el cual me parece escrito con ingenio y frescura.
    Ya que tienes tiempo en ésta modalidad y además mencionas en tu blog homeópata y bioregulador, serías tan amable de facilitarme la forma para contactar a éstos o éste especialista, deseamos hacernos exámenes médicos para conocer nuestros niveles ahora que llevamos relativamente poco tiempo.

    Por otro lado quisiera saber dónde adquieres la harina de yuca, también estamos buscando ese producto.

    De antemano agradezco tu colaboración.

    Like

    1. Me alegro tanto de que hayas encontrado mi pequeño blog! Espero que te haya sido de ayuda y lo siga siendo en el futuro.
      Mi médico se llama Dr. Fernando Santana, quien tiene mucho conocimiento de Paleo y cómo tratar la condición de cada persona siguiendo este estilo de vida en conjunto con tratamientos médicos homeopáticos y ortomoleculares. Su consulta está en Instituto Calevit, que está ubicado en Av. Las Condes 9460, ofi 1004, teléfono 2 2333 0777. Calevit también cuenta con un dentista biológico (el también es Paleo), nutricionistas, especialista en medicina china, etc.
      El único lugar donde he encontrado harina de yuca (no harina de mandioca, ni fécula de mandioca, ni almidón de mandioca – los vendedores te dirán que es lo mismo pero no lo es) es en el puesto 705, si no me equivoco, de La Vega Central. Está en el pasillo del medio de los pasillos peruanos, más o menos en altura, en una esquina.
      Espero eso te ayude. Te deseo mucho ánimo en esta aventura de encontrar la salud 🙂

      Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s